Todas buscamos la belleza natural, pero no hay nada de malo con un pequeño empujoncito para realzarla. ¡Quédate que te contamos sobre los 5 tratamientos de belleza más populares del mundo!

Versa un dicho que “para ser bella hay que ver las estrellas”. Y en algunos casos, parece ser la realidad. Sin embargo, con tanta tecnología e ingeniería, hoy en día contamos con tratamientos indoloros, no invasivos ni agresivos, que nos permiten realzar ciertos rasgos de nuestra belleza.

Ya sea que busques rejuvenecer, esconder, eliminar, destacar o agregar, los tratamientos de belleza con aparatología son una de las inversiones más comunes en el esquema de gastos de una mujer.

Según diversos centros especializados, estos son los más solicitados:

Depilación láser

Si de algo pudiésemos prescindir las mujeres serían los vellos. Y gracias a la tecnología del láser, podemos hacerlos desaparecer durante largos periodos, olvidándonos de esas sesiones de depilación dolorosas y recurrentes.

Consiste en una luz pulsada con un haz monocromático que gracias a la melanina que posee el vello, elimina el pelo desde la raíz, retardando su crecimiento. Es por eso que son necesarias varias sesiones.

Uno de los aparatos más conocidos es el Lightsheer Duet, pero como éste, hay miles que brindan la tecnología. También se utiliza la tecnología IPL, aunque se ha demostrado que el láser es más efectivo.

Lipólisis láser


Este tratamiento busca eliminar la grasa a través de la tecnología láser. ¿Cómo? El láser genera una reacción química que hace que la grasa se absorba, “quemando” los lípidos de la zona tratada, que se convierten en ácidos grasos que se consumirán luego como energía.

Sin dudas, este tratamiento es una gran alternativa a la liposucción, la cual es un procedimiento sumamente invasivo con el cuerpo, que puede llegar a tener consecuencias muy serias si no se realiza con todas las precauciones.

Peeling químico


Un peeling es un tratamiento por el cual se descama la piel, con un efecto de exfoliación más profunda que las que nos realizamos con cremas domésticas. Lo que se busca es eliminar las células muertas y forzar la renovación de las capas de la piel, eliminando así las manchas, imperfecciones y hasta arrugas.

Se utilizan compuestos de ácido glicólico, salicílico, entre otros. Todo dependerá de lo que la persona desea y de su tipo de piel.

Son una opción interesante para mantener la piel rejuvenecida cuando los hacemos con cierta periodicidad. La mejor época es el invierno ya que al dejar la piel muy expuesta, no es recomendable salir al sol.

Hoy en día también existen máquinas láser que tienen un efecto peeling mucho más profundo que los ácidos.

Lifting sin cirugía


Ver la piel lozana y sin arrugas es una de las cosas que más deseamos las mujeres. Pero es inevitable que el paso del tiempo, la exposición al sol, los químicos y el uso de maquillaje, la deterioren, la resequen y en consecuencia, aparezcan las tan temidas arrugas.

Anteriormente, la única solución después de los cosméticos, era la cirugía plástica, pero gracias a la tecnología, hoy contamos con tratamientos que hacen lifting sin necesidad de recurrir al bisturí.

El método más utilizado para este resultado es la radiofrecuencia y existen muchísimos aparatos en el mundo, en diferentes intensidades. También existen aparatos de ultrasonido, como el elegido por las famosas, como el Ultherapy.

Electroestimulación


Seguramente has visto imágenes de mujeres y varones usando esos parches conectados al cuerpo y te has preguntado para qué sirven realmente.

Los electrodos tienen distintas finalidades, desde aumentar el tono muscular hasta reducir contracturas. En el campo de la belleza y la estética, se utiliza normalmente para reducir flacidez y combatir la celulitis. Lo que hacen estos parches es producir contracciones musculares en la zona, generando un efecto de entrenamiento, llamada también actividad física pasiva.

Si bien no te dejarán como para una competencia de fitness, sí pueden ser un gran complemento para el cuidado del cuerpo.